La prospectiva debe de ir de la mano de un buen liderazgo y, al mismo tiempo, un líder necesita una visión futurista para influenciar a sus seguidores con bases sólidas.

Un buen líder impulsa (e inspira) a sus seguidores a superar los obstáculos y a obtener logros planteados, sin imponer su voluntad. Para que un líder pueda guiar a sus seguidores o equipo de trabajo, es necesario que cuente con una visión o idea clara de lo que quiere lograr. Los objetivos tienen una naturaleza futurista y aquí entra la prospectiva.

futuro

Una persona capaz de influenciar a los demás requiere, tanto de sus habilidades y capacidades, como de herramientas que lo ayuden en este proceso. La prospectiva es precisamente esto, una disciplina repleta de metodologías dispuestas a ser utilizadas por cualquiera que desee tomar las riendas de su propio futuro. Un líder, al igual que un prospectivista, tiene una mente proactiva y la iniciativa de actuar para sostener lo deseable y modificar lo indeseable.

Un líder es un agente de cambio. Para hacer un cambio, es necesario considerar el futuro, ya que “el pasado pertenece a la memoria, el presente a la acción y el futuro a la imaginación y voluntad”. (Barbieri, 1993)

Partiendo de la premisa que los líderes buscan empoderar a sus seguidores para el bien común, los prospectivistas forman parte de este grupo que busca que la sociedad y los actores se apropien del futuro y trabajen conjuntamente para construirlo. De manera que un prospectivista es un líder del futuro.


“El liderazgo no sólo es motivación, sino que en el contexto decisional actual, el líder debe poseer la capacidad de: establecer reglas de juego, transformar, definir direcciones o guías; implicando esto último la anticipación o creación del futuro para los miembros de la organización y el entorno al disponer las acciones que lleven al logro de los objetivos”. (Blanchart, 2002)

—–

Elaborado por Martha L. González

2 Responses to Liderazgo y Prospectiva: amigos inseparables
  1. Muy interesante artículo Martha.

    He leído y participado en cursos de Liderazgo y a todos les faltan los elementos que mencionas, como ‘el bien común, la apropiación de los actores del futuro y el construirlo en conjunto´.

    La mayoría de los cursos en liderazgo enseñan solamente los conocimientos y habilidades para liderar, liderar por liderar, sin buscar desarrollar en el futuro líder bases más profundas que contesten la pregunta: para qué, o por qué quiero liderar en primera instancia, por qué causa. Pareciera que eso es secundario, cuando en realidad es lo más importante.

    Y es por eso que en el mundo todos quieren ser líderes de algo, siendo más importante el hecho de ser líder, que la causa que se está buscando. Hay líderes para todo; pero sólo algunos de ellos saben por qué siguen una causa y la siguen con bases éticas, sólidas, y dirigidas al bien común.

    Saludos !

    Carolina

    • Carolina, gracias por tu comentario. Me gustó mucho tu reflexión sobre los líderes que no saben por qué defienden su causa. Considero que los valores deben de ser el pilar sobre el cual se construye y nunca se debe de perder la visión de lo que queremos alcanzar.

      Saludos,
      Martha L. González


[top]

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *