Sostenibilidad o sustentabilidad (lo utilizaré de forma equivalente) es un término que se ha hecho cada vez más popular en los últimos tiempos.  Los proyectos diseñan procesos, productos, definen, crean y cambian. Un enfoque sostenible puede tener impactos enormes en la operación

y el día a día de empresas y personas. No son sólo proyectos verdes, sino a hacer todos los proyectos con un enfoque sostenible. Se trata de buscar lograr objetivos y  desarrollo de personas, empresas y ciudades sin impactar negativamente al medio ambiente y a la sociedad. Antes se pensaba en el futuro, hoy son más que actuales las acciones y los impactos, que por cierto,   son muy graves. No es posible utilizar los recursos naturales como lo hemos hecho hasta ahora simplemente porque no hay suficientes.

Algunas conclusiones importantes

  • Hay grandes cambios que pueden hacerse hoy con las tecnologías existentes. Puede haber mejor tecnología, pero con lo que hay hoy podemos actuar hoy.
  • El mercado no producirá el cambio con suficiente rapidez. Eso implica la necesidad de la intervención de los gobiernos apoyando, exigiendo, orientando y regulando. Pero no es sólo tarea de gobiernos. Todos los grupos tienen una parte de la solución: los técnicos, los economistas, los ecologistas, los políticos, la sociedad y la empresas.
  • La innovación en energías es el gran reto pendiente, debido a que otras innovaciones son más rentables, por ejemplo comunicaciones, biotecnología, la telefonía móvil. Las nuevas energías menos dañinas siguen siendo caras.
  • La transición al nuevo modelo implicará grandes costos a la industria del petróleo, y afectar esos intereses es muy complejo, comenzando por nuestro país, que obtiene su mayor ingreso de esta fuente.

Cierro este artículo comentando el interesante concepto “Cradle to cradle” que presenta en su libro con el mismo nombre por William McDonough y Michael Braungart. Ser menos “malo” no es suficiente, sólo “calma el remordimiento del alma”. Se trata de innovar con mayor profundidad a partir de lo que hago personal y profesionalmente.  Para ello se requiere recursos, pero principalmente se requiere creatividad, porque puede ser más económicamente conveniente un proyecto al ahorrar recursos. Esta propuesta establece trabajar no para reducir el impacto ecológico sino para generar un impacto positivo. Es decir, no apuntar a generar un impacto neutro en el ciclo del carbono sino a generar un impacto carbono-positivo.

Su recomendación:

  • Aprovechar cualquier residuo (o basura) ya que puede ser alimento para algún otro proceso.
  • Aprovechar otras fuentes de energía.
  • Diseñar pensando en la sostenibilidad y crear conciencia en la sociedad.  Como postulan en su libro, es cuestión de diseño.

Es ahí donde reside el gran potencial de la gestión sustentable  de proyectos. En diseñar desde el origen las operaciones de las empresas para aprovechar de la mejor forma cualquier residuo y disminuir el consumo de energía. ¿Qué puedes hacer tú hoy para cuidar tu planeta, reducir, reusar y reciclar?

El beneficio lo disfrutaremos nosotros, no tengas duda.

Ma. Eugenia González, MA, PMP, Coach

One Response to Hablemos de sostenibilidad en proyectos, ¿cómo puede apoyarme un enfoque de gestión sostenible de proyectos?
  1. Hola, Me acabo de entererar del curso, y denadacigrameste es un poco tarde para tomarlo.. pero quisisera saber a partir de cuando podemos inscribirnos en el curso de septiembre-noviembre??


[top]

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *